Pemex, cerca de perder 57% de las áreas exploratorias de la Ronda Cero




Petróleos Mexicanos (Pemex) podría perder 52 asignaciones exploratorias en poco más de un mes, es decir, 57% de las áreas sobre las que se concedió una prórroga de dos años para que la estatal petrolera demostrara capacidades técnicas y de inversión.

De acuerdo con la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH), el próximo 27 de agosto vence el plazo de la segunda prórroga que Pemex solicitó para acreditar sus posibilidades de conservar 91 asignaciones exploratorias, mismas que le fueron otorgadas en la Ronda Cero hace cinco años con la condicionante de realizar un programa mínimo de actividades que por la situación económica de la empresa ha sido imposible cumplir.

En el 2014 se estableció un plazo máximo de tres años en que la empresa debía demostrar que podía conservar estas asignaciones, o serían devueltas al Estado para ser colocadas, en rondas de adjudicación de contratos. En el 2017, Pemex solicitó una prórroga de dos años más, luego de las condiciones financieras globales que enfrentó la petrolera a partir de entonces, con las caídas del precio internacional del petróleo y los recortes presupuestarios que sufrió durante los dos años siguientes. Sin embargo, esta segunda prórroga concluye el próximo mes.

En las condiciones para conservar las áreas se estableció que se debe demostrar que se llevan a cabo actividades de por lo menos 80% de los compromisos mínimos de trabajo en cada asignación, o que se realizó por lo menos un descubrimiento geológico, situación en la que no se encuentran estas 52 asignaciones, como se planteó en el órgano de gobierno del regulador en su octava sesión ordinaria del año.

Para la acreditación de los trabajos en estas asignaciones exploratorias, la petrolera estatal se quedará 76 pozos por debajo de los compromisos mínimos establecidos en los programas de trabajo, reveló el regulador.

La titular de Energía, Rocío Nahle, respondió recientemente que como parte del fortalecimiento de la empresa se desarrollarán mecanismos para decidir sobre estas áreas. Pemex cuenta con 415 asignaciones que sostienen sus actividades tanto exploratoria como productiva. En total, estas asignaciones cuentan con 370 campos con reservas ya identificadas que han representado una inversión total de casi 700,000 millones de pesos en los últimos cuatro años. Las asignaciones, no obstante, tienen el reto de revertir la tasa de declinación de las reservas petroleras que se ha presentado en los últimos años, según la CNH.

En la Ronda Cero, la estatal recibió 108 asignaciones de exploración de las cuales tres recibieron la suspensión por amparo en Coahuila y dos migraron a contratos el año pasado; por tanto, el sexto transitorio de la reforma constitucional en materia energética determinó que la estatal contaba inicialmente con tres años para acreditar un compromiso mínimo de trabajo en 103 asignaciones.

Pero al cumplirse ese plazo, en 13 de estas asignaciones, Pemex cumplió con las metas con menos inversión de la comprometida (con eficiencias) y en 24 cumplió en su totalidad. Los compromisos contienen estudios, adquisición de sísmica de dos y tres dimensiones, procesamiento de la información, perforación de pozos y la inversión realizada. A partir de entonces se inició la prórroga que concluye el 27 de agosto y podrá permitir al gobierno decidir sobre 52 asignaciones que bien puede asignar nuevamente a Pemex ya sea en el formato de asignación o contrato, o bien, por lo menos legalmente, adjudicar a un tercero mediante un contrato que por ley debe pasar por un proceso de licitación.

En la primera etapa de acreditación, Pemex cumplió con los trabajos comprometidos en 24 asignaciones en su totalidad, además de que llegó a las metas físicas con menos inversiones de las programadas en 13 asignaciones más. De ahí la CNH emitió la opinión no vinculante de ampliar el plazo para cumplir con las metas, como lo define la ley.

Terminal portuaria

Denuncia CNH problemas de medición en Dos Bocas

La Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) encontró variaciones de 0.70% en la medición de hidrocarburos dentro de los tanques de la terminal portuaria de Dos Bocas, en Tabasco, lo que representa un volumen inferior de 4,020 barriles en el caso del almacenamiento y de 1,753 barriles en la infraestructura de deshidratación.

Al respecto, propuso una recomendación a la subsidiaria de la estatal, además de que propuso modificar la normativa vigente del regulador, para ajustarla a reglas internacionales, ya que conforme a los procedimientos vigentes, esta diferencia no implicó sanción administrativa.

La terminal portuaria de Dos Bocas tiene distintos sistemas para la medición de entre 80 y 90% de la producción nacional de crudo y será el punto de medición para efectos fiscales que se utilizará para el transporte de los campos a la refinería de Dos Bocas. La visita extraordinaria a estas instalaciones se realizó del 1 al 5 de abril para incluir todos los puntos de medición a los cuales llegan los campos petroleros más importantes del país en la región sur y sureste, tanto en tierra como en aguas someras: Ayatsil, Chac, Ixtal, Kutz, Maloob, Nohoch, Yaxché y Zaap.

Los puntos de medición de hidrocarburos sirven para acreditar el volumen de hidrocarburos que llega de los activos productores y se comercializa ya sea al interior del país (entre las subsidiarias de Pemex) o que se destina a exportaciones. De su adecuado funcionamiento y la supervisión de la CNH, dependen las regalías que el Estado mexicano obtiene por la actividad petrolera del país.

Fuente:https://www.eleconomista.com.mx/empresas/Pemex-cerca-de-perder-57-de-las-areas-exploratorias-de-la-Ronda-Cero-20190717-0036.html